Noticias



Durante las fiestas patronales, del 14 al 20 de agosto, se efectuarán en los accesos a Tafalla por parte de Guardia Civil y Policía Foral, controles para prevenir sobre la conducción bajo los efectos de alcohol y drogas. Con esta iniciativa se que quiere concienciar a los y las conductoras de que, bajo los efectos de alcohol y drogas, se multiplican los riesgos de sufrir accidentes y de que el consumo de estas sustancias, repercute en una mayor mortalidad.

También se recuerda desde Policía Municipal y Policía Foral que en sus oficinas estarán a disposición de las personas que quieran evaluarse antes de coger el vehículo.

En este sentido, recuerdan que el alcohol está presente como factor concurrente y desencadenante en un tercio de los accidentes mortales. De hecho, indican que conducir después del consumo de sustancias psicoactivas es un hecho frecuente y destacan que casi un 15% de conductores conducen tras haber consumido alguna sustancia (drogas de abuso) que pueden afectar la capacidad para una conducción segura. Además, según datos del Observatorio Europeo para la Seguridad Vial (ERSO), alrededor del 25% de todas las muertes en carretera están relacionadas con el alcohol. La presencia de alcohol en la conducción dependiendo de su tasa, multiplica entre 2 y 15 el riesgo de sufrir un accidente. Por ello, recuerdan que la única tasa segura es 0,0%.
La Ley de Seguridad Vial fija las tasas máximas de alcohol permitidas. En el caso de las pruebas de aire espirado las tasas máximas se sitúan en 0,25mg/l para conductores habituales, 0,15mg/l para profesionales y noveles. Las sanciones por conducir bajo los efectos del alcohol o las drogas oscilan desde una multa económica de 500 a 1.000 € y/o la retirada de 4 a 6 puntos variando de la tasa de alcohol o la reincidencia de los hechos.